¿POR QUÉ ESCRIBIMOS?

AL NO PODER ACEPTAR QUE SOMOS LIBRES EN JAULAS, NOS MOVEMOS EN MUNDOS DE PALABRAS QUERIENDO SER LIBRES

COMPAÑEROS DE LUCHA EN PLUMA AFILADA

AVISO TODOS LOS TEXTOS ESTÁN REGISTRADOS

Blog bajo licencia Creative Commons

Licencia de Creative Commons

TODOS LOS TEXTOS ESTÁN REGISTRADOS

POEMAS, CUENTOS Y ESCRITOS REVOLUCIONARIOS DE DANIEL FERNÁNDEZ ABELLA is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-NoDerivs 3.0 Unported License. Para utilizar primero y siempre sin ánimo de lucro ha de consultar al autor. Daniel Fernández Abella todos los derechos reservados.

viernes, 31 de agosto de 2012

BACH Y HAENDEL

Bach nació el 21 de marzo de 1685, en Eisenach, en una región de tradición luterana que prácticamente no abandonaría nunca y en una familia que contaba con diversas generaciones de músicos. Último heredero directo de la larga tradición polifónica que se remonta a la edad media y al renacimiento, Bach culminó igualmente el barroco musical, con fundamento en el bajo continuo y el estilo concertante. Su originalidad esencial consiste en encontrarse en la encrucijada de estos dos caminos y haber realizado, al más alto nivel, una síntesis única.

A la muerte de su padre, en 1695, se trasladó a Ohrdruf para reunirse con su hermano mayor Johann Christoph, organista y alumno de Pachelbel, quien le inició en la música. También estudió humanidades y su buena voz de soprano le permitió ingresar en el coro de la escuela de San Miguel de Lüneburg, donde prosiguió sus estudios y recibió la influencia de G. Bóhm, organista de San Juan. Después de una breve estancia en la corte de Weimar como violinista, fue nombrado organista de San Bonifacio en Arnstadt, donde escribió su primera cantata (1704). Emprendió un viaje a pie a Lubeck para mejorar su virtuosismo y aprovechar los consejos de una personalidad como Buxtehude.1707 fue nombrado organista de San Blas de Mühihausen y al año siguiente apareció la única de sus cantatas que se editaría en el transcurso de su vida (Gortt ist mein König}.

En junio de 1747, Bach fue admitido en la Sociedad Mizier, de Leipzig, sociedad que tenía por finalidad explorar los fundamentos racionales de la música. Cada nuevo miembro debía presentar su retrato; en 1746. Bach había posado para el pintor Elías Haussmann. Este retrato al óleo le muestra con un severo entorno de boca y una noble mirada., que se encuentra en el palacio deL cardenal Melchor de Polignac, construcción de un decorado barroco en el que compiten el oro, el azul y la púrpura.

En esos años, la ópera apasionaba a las Cortes de Europa y al público en general. Sin embargo, la música en el siglo XVIII buscó otras formas de expresión, logrando en distintos géneros alcanzar los mayores éxitos. La música religiosa protestante encontró en Alemania su patria de elección y su mayor maestro, fue Bach, no obstante, tuvo con frecuencia dificultades con las autoridades civiles y eclesiásticas, comunales y principescas. El retrato de Haussmann en Bach su franqueza y firmeza, aquella perfecta integridad, tanto en el arte como en la vida, que le hizo resistir a los poderes que amenazaban el libre desarrollo de su genio. También, hay que anotar que, en su tiempo, solo fue considerado más como un perfecto organista que como un gran compositor, a pesar de haber dejado más de sesenta enormes volúmenes de obras religiosas y profanas.
En las religiosas empleó todas las formas entonces existentes: la coral armonizada para coro, la coral para órgano, el motete, la cantata, de la que varió el material vocal e instrumental; el oratorio, la "Pasión", oratorio consagrado a la muerte de Cristo, y la "Misa", que, conforme al esquema de la misa latina, permite traducir las verdades de orden universal. En otras partes Bach interpreta la vida secular, política y social en los Estados, así como la familiar, con una perfección extraordinaria. Investigando las fuentes de la Reforma y el proceso del luteranismo, armonizando perfectamente el genio alemán con el latino, su música ocupa un lugar destacadísimo, tal vez el central, en la historia de la cultura europea.

Juan Sebastián Bach se casó dos veces. Primero con su prima María Bárbara, que le dio siete hijos antes de morir (1720). Luego se casó con Ana Magdalena y con ella tuvo trece hijos. De los 20 hijos, sobrevivieron 10 y solo cuatro fueron compositores: Wilhelm Frieiedeman, Carl Philipp Emmanuel, Christoph Frierich y Johann Chritian.
***

Georg Friednch Haendel, nació en Halle, Sajonia, el mismo año que Bach,(1685-1759), nacionalizado inglés. Hijo de un barbero-cirujano del príncipe de Sajonia, fue alumno del organista y compositor F.W.Zachow, quien le dio un sólido conocimiento de la escritura polifónica. En 1703 abandonó sus estudios de derecho y viajó a Hamburgo, donde estrenó su primera ópera de tipo italiano (Almira, 1705).
Visitó diversas ciudades italianas, donde conoció a Corelli y Scarlatti, y obtuvo grandes éxitos como virtuoso del órgano y el clavecín. En 1710 fue nombrado maestro de capilla del elector de Hannover, puesto que dejó para trasladarse a Londres, donde obtuvo un gran éxito con su ópera Rinaldo, seguido por el de su Te Deum, compuesto para celebrar la paz de Utrecht, en 1713.
Entonces, fue considerado como un nuevo Purcell; además, fue favorecido por el elector de Hannover, convertido en rey de Inglaterra bajo el nombre de Jorge I, a quien dedicó su famosa Water Music. En 1719 fundó la Royal Academy of Music, de la cual fue director y para la que compuso unas quince óperas de estilo italiano, pero las autoridades religiosas - que se oponían a que se utilizaran temas bíblicos -y las intrigas de su rival Bonancini, en 1728, obligaron a la disolución de la Academy of Music.
Estas circunstancias llevaron Haendel a tomar la decisión de componer exclusivamente oratorios; compuso un total de 32, el más famoso de todos El Mesías, pero también hay que mencionar, entre otros, los oratorios titulados Esther, Saúl, Israel en Egipto, Sanson y Judas Macabeo. La primera interpretación de su "Mesías", en Dublín, en 1742, le valió el triunfo y la gloria definitivos.
A su muerte, en 1759 y en su condición de ciudadano británico, Haendel, fue enterrado en la Abadía de Wesminster

ISLAM: NO HAY MÁS DIOS QUE ALÁ Y MAHOMA ES SU PROFETA

Islam, en árabe, significa resignación (a la voluntad de Dios); por eso, los discípulos del profeta Mahoma, se llaman muslimes; esto significa resignados, y son los que conocemos con el nombre de musulmanes.
Todos los años, los peregrinos vienen a la Meca, visitan la Kaaba, besan una piedra negra, dan 7 vueltas al monumento, van a beber agua al pozo de Zemzem y, finalmente, corren 7 veces, de una colina a la otra, ya que son dos colinas las que circundan la ciudad.

Al día siguiente van al monte sagrado de Arafat y, a la puesta del sol, vuelven a la Meca pasando por el valle de Mina, en cuyo camino hay tres pilares de piedra sin labrar; ahí lanzan 7 piedras a cada uno de los pilares, hecho lo cual regresan a la Kaaba.

Esta ceremonia religiosa nació en tiempos ya muy lejanos y la historia la cuenta así:
El patriarca Abraham, progenitor de judíos y árabes, tuvo un hijo con su esclava Agar, al que llamó Ismael; pero, para complacer a su esposa Sara, echó a Agar de su casa. Madre e hijo se perdieron en el desierto, llegando al lugar que ocuparía la Kaaba. Agar, corrió de una a otra colina en busca de ayuda, pero no encontró a nadie; el pequeño Ismael, tendido en el suelo, se moría de sed.
Y ocurrió el milagro: ¡brotó agua de la tierra!
Era el Pozo de Zemzem. Una tribu, atraída por el milagro, se esta-bleció en el lugar y fundó en sitio tan desolado una pequeña ciudad, a la que llamaron la Meca.
Agar e Ismael edificaron la Kaaba y en ella engastaron una piedra negra, luego, dieron siete vueltas en torno al monumento.
Entonces, el ángel Gabriel los condujo al Valle de Mina, dónde se les apareció el diablo: ¡Tiradle piedras! ¡Tiradle piedras!- aconsejó el ángel. Así lo hizo Agar, lanzándole siete y el diablo desapareció; por dos veces volvió el diablo y, cada vez, Agar, le lanzó siete piedras.
Es la leyenda de cómo se fundó la Meca y la Kaaba. En la ciudad de La Meca, antes de finalizar el siglo VI, nació Mahoma. Al morir su padre, Mahoma, era un niño cuya única herencia consistía en cinco camellos, unos cuantos corderos y una esclava.
Al morir su madre, lo recogió su abuelo y, más tarde, debió vivir con un tío. Mahoma se hizo pastor de cabras y carneros, oficio que era menospreciado.

Tenía 24 años cuando entró a servir a Kadisha, una viuda rica, de 40 años. Kadisha quiso casarse con él, aunque el padre se oponía a que lo hiciera con un hombre tan pobre. Kadisha, mujer muy decidida, preparó una gran fiesta y dio de beber a su padre hasta emborracharlo; en ése momento, el tío de Mahoma hizo la demanda de matrimonio y el padre, borracho como estaba, dio su consentimiento.
Mahoma y Kadisha vivieron 20 años de casados, mostrándose el futuro profeta como un buen administrador de la fortuna de su mujer. Sin embargo, padecía a menudo de agudas crisis nerviosas.
Una vez al año, Mahoma iba a la cima de la montaña a ayunar, meditar y orar. En una de esas ocasiones, se le apareció un ángel, ordenándole predicar, algo que Mahoma no sabía hacer. Confesó a Kadisha lo de sus visiones y pensó que estaba loco. Árabes y judíos, creían que un loco tenía el diablo metido en el cuerpo. Y cuando oyó al ángel que le repetía Ikra, - predica-, ya no dudó más y se consideró el profeta encargado por Dios para anunciar la verdad.

Y resumió su doctrina en una sola frase:
"Solo hay un Dios, Aláh, y Mahoma es su profeta".

Primero convirtió a su religión a su familia y a unos pocos amigos. Pero en la Meca la mayoría de sus habitantes se burlaron de él y de su nueva religión. Después de predicar durante diez años y no tener más de ochenta discípulos, aparte de sentirse perseguido, Mahoma decidió irse a Yatreb, más tarde llamada Medina, es decir, la ciudad.

Este hecho que se conoce como la hégira -la huida -, da nacimiento a la Era Árabe.

Transcurría el año 622 d.C.

Mahoma tuvo seis mujeres mientras vivió en Medina. Mandó a construir una pequeña mezquita para orar y predicar. Un esclavo, cinco veces al día, subía a una torre llamada minarete y anunciaba a los habitantes la hora de rezar. A este pregonero lo llamaban muezín.
Mahoma convirtió a muchos judíos y él mismo adoptó algunas cos-tumbres de los israelitas; por aquél entonces, los árabes se postraban en dirección a Jerusalén para orar, pero cuando los judíos se negaron a considerarlo como Mesías, se indispuso con ellos y desde entonces los árabes se orientan hacia la Meca para orar.

Tampoco le fue fácil convencer a los árabes.

Durante siete años, Mahoma, hizo la guerra a sus compatriotas de la Meca y, luego de varias vicisitudes, se adueñó de la ciudad y aumentó enormemente el número de sus seguidores, siendo reconocido como su profeta y jefe; pero había envejecido prematuramente y se encontraba agotado con sus campañas.
Mahoma, murió en el año 632.

Pero, sembró una semilla y dejó a sus seguidores una tarea por cumplir: que todos los pueblos se convirtieran al islamismo, haciéndoles la guerra si era necesario.
Abu-Beker, su suegro y amigo, continuó la guerra santa, tomando el título de califa, palabra que significa lugarteniente. Emprendió la conquista del imperio griego y de Persia, las dos monarquías más importantes. El avance fue muy rápido: los camellos fueron una ayuda impagable, porque estos animales, en pleno desierto, podían soportar varios días sin beber.

A Abu-Beker le bastó una sola campaña para cada conquista.
Cayó Siria en el 634, Persia, lo que había sido Caldea, en el 636, Egipto en el 639 y en el 642, una campaña, para todo el resto de Persia. No habían transcurrido diez años, desde el comienzo de las guerras de conquistas.
Mientras tanto, el ejército de Siria proclamó califa a Moaviah, jefe de la familia de los Omníadas y se estableció en Damasco.
Reanudó las conquistas, empezando por África del norte, Túnez; también sometió a las tribus montañeses beréberes y las convirtió al islamismo, Fue con las tribus beréberes que inició la conquista de España en el año 711. Prosiguió su marcha hacia el norte, penetró en la Galia, saqueando la Borgoña y conquistando tierras hasta los Vosgos (725) y la Aquitania hasta el Loire. Era un imperio casi tan grande como el romano, que se extendía desde el Indo hasta el Atlántico, comprendiendo a Irán, Persia, la zona Tigris-Eufrates, el norte de África y España.
Otro califa, también producto de la sublevación, de la familia Abu-sidas, en el 750, hizo degollar a todos los Omníadas y se instaló en Bagdad. Escapó un solo joven Omníada, que instauró el califato de Córdoba, para gobernar toda España. Por último, un pretendido descendiente de Fátima, hija de Mahoma, fundó la dinastía de los Fatimitas, que se estableció en una nueva ciudad, El Cairo.
Carlos Martel, en el año 732, detuvo la expansión árabe hacia el norte de Europa, derrotándolos en los campos de Poiters, al sur de Francia.
Sin embargo, durante muchos años los árabes siguieron conquistando y saqueando ciudades europeas.

jueves, 30 de agosto de 2012

HECHOS HISTÓRICOS DE 1400 A 1559

Hechos históricos de 1400 a 1559
· 1400- Comienza la construcción de la catedral de Milán.
· 1428 - Francia revive con Juana de Arco.
· 1453 - Los otomanos conquistan Constantinopla, terminando el Imperio Bizantino.
· 1478 - Iván III expulsa de Rusia a los mongoles.
·1492 - Caída de Granada. Los Reyes Católicos expulsan a los judíos que se reparten en diversos países de Europa, pero conservando el idioma español. Colón descubre el Nuevo Mundo. España inicia la conquista del norte de África.
· 1493- Fundación de la Española en el Nuevo Mundo. España y Portugal firman el Tratado de Tordesillas.
· 1497 - Viaje al Nuevo Mundo de Américo Vespucio. Cabot llega a Terranova.
· 1498 - Tercer viaje de Colón; por primera vez, pisa tierra en el continente sudamericano.
· 1500 - Al superarse la crisis de la Baja Edad Media, comienza el Renacimiento italiano, movimiento que abarcó a la mayoría de los países europeos.- Juan de la Cosa, que acompañó a Colón en su primer viaje, a fines de este año 1500 concluye su monumental mapa de las tierras americanas. Cabral toma posesión de la Tierra de la Verdadera Cruz (Brasil)
· 1501 Expedición a la India de P.A.Cabral En Irán reina Isma´l I, fundador de la dinastía safawi, imponiendo el chiísmo. Los luo, pueblo nilochariano, se establecen en Kenya y Uganda
· 1502 Los mexicanos asesinan a Moctezuma II, posiblemente, instigados por Cortés
· Los portugueses establecen factorías comerciales en África.
· 1506 Comienza la construcción de la Catedral de San Pedro, Roma.
· 1507 El Nuevo Mundo es llamado América, en honor del cartógrafo italiano Américo Vespuccio, a propuesta del alemán Martín Waltzemüller.
· 1510 Comienza el tráfico de esclavos negros a América.
· 1512 Vasco Núñez de Balboa descubre el Océano Pacífico.
· Maquiavelo publica "El príncipe".
· 1517 Lutero publica sus 95 tesis contra las indulgencias.
· 1519 Carlos V, rey de España, de los Países Bajos y de Alemania, es coronado Emperador. Hernán Cortés inicia la conquista del Imperio Azteca.
· 1521 Solimán, el Magnífico, conquista Belgrado.
· 1522 Sebastián del Cano completa el viaje alrededor del mundo emprendido por Hernando de Magallanes, que descubrió el Estrecho que lleva su nombre y que murió a manos de los indígenas en Filipinas.
· 1525 La papa (patata) llega a Europa, desde Sudamérica. Este tubérculo empezó a cultivarse en un momento en que escaseaba el alimento en el continente.
· 1526 Los otomanos invaden Hungría.
· 1532 Pizarro conquista del Imperio Inca.
· 1534 Enrique VIII rompe con la Iglesia Católica de Roma.
· 1539 Loyola organiza la Compañía de Jesús.
· 1543 Copérnico publica su libro De la revolución de los cuerpos celestes.
· 1545 Concilio de Trento.Comienzo de la Contra-Reforma.
· 1556 Reinado de Felipe II de España (+1598).
· 1558 Reinado de Isabel de Inglaterra (1603).
· 1559 El tabaco se introduce en Europa.

LA IGLESIA EN LA EDAD MEDIA

En todos los países cristianos, ya en la Edad Media, la Iglesia había acabado de organizarse. Todo el territorio estaba dividido en diócesis, cada una sometida a un obispo. Como la Iglesia prohibía el establecimiento de obispados en otros lugares que no fueran una ciudad, los reyes de Alemania habían fundado ciudades para poner en ellas obispos. Cada obispo tenía un territorio muy vasto y una escolta de caballeros, siendo por tanto un gran señor. En Alemania, donde los obispos habían recibido del rey territorios considerables, habían llegado a ser príncipes.

En los campos, los grandes propietarios habían mandado edificar iglesias y las habían dotado con tierras. El sacerdote vivía del producto de aquella tierra, y de las ofrendas de los fieles. Se le llamaba cura, porque tenía el cuidado y la cura de las almas. El territorio sometido a un cura se llamaba parroquia. Todos los aldeanos de la parroquia habían de acudir a su iglesia y obedecer al cura. Todas las aldeas tuvieron su iglesia, donde los fíeles se reunían para el culto; las iglesias tenían un campanario que se veía desde lejos y las campanas se tocaban para anunciar los actos del culto, pilas bautismales para bautizar a los niños, y alrededor de la iglesia un cementerio para enterrar a los muertos. Los aldeanos podían entonces celebrar todas las ceremonias religiosas sin acudir a la ciudad. La iglesia se consagraba a un santo que se adoraba como patrono (protector) de la aldea. Hoy todavía, la fiesta del patrono es la fiesta del pueblo y un número muy grande de pueblos llevan el nombre de su patrono San Juan, San Pedro, San Pablo, San Miguel.

Los obispos y los sacerdotes hacían vida común con los fieles a quienes guiaban, y así eran llamados secular (que vive en el siglo). Los monjes constituían el clero regular (sujeto a una regla). Vivían lejos del mundo, en comunidad, en un terreno extenso. El monasterio comprendía siempre varios grandes edificios, que muchas veces rodeaba un recinto fortificado. Delante se alzaba el hospicio donde se alojaban los visitantes, la morada del abad, la escuela, la iglesia. Detrás el convento, formado frecuentemente por cuatro edificios alrededor de un patio, comprendía el dormitorio de los frailes, las celdas donde trabajaban, el refectorio donde comían, la cocina, el frutero, la despensa, los depósitos, los talleres y la biblioteca. El patio estaba muchas veces rodeado de galerías cubiertas que se llamaban claustros.

Alrededor del convento se alzaban otros edificios, las granjas, los graneros, los establos, el lavadero, la panadería, el lagar; más tarde las viviendas de los criados y de los aldeanos que cultivaban las posesiones conventuales. Era siempre por lo menos un pueblo grande, a veces una pequeña ciudad; más de cien ciudades en Francia, por ejemplo, fueron dominios de conventos -Vézelay, Abbeville, Saint-Maixent-.
Los frailes seguían la regla de San Benito, que determinaba el empleo de todas las horas del día. Empezaban antes de amanecer por ir a la iglesia a cantar los maitines. Varias veces al día volvían al templo para otros oficios {prima, tercia, sexta, nona, vísperas). El resto del tiempo lo dedicaban al cuidado de la gente que tenían en el campo, haciendo ornamentos de iglesia, copiando manuscritos. Tenían que obedecer todas las órdenes del abad, casi siempre, un gran personaje que no vivía con los monjes.

Se creía entonces que lo que se daba a. un convento se daba a Dios o a un santo, o al patrono del convento, que sabía agradecérselo al donante. Los donaciones se hacían, no a un fraile o a un abad, sino al santo (a San Pedro, a San Martín). Los fieles, sobre todo los grandes propietarios y sus esposas, daban tierras "por la salvación de su alma" o "por el perdón de sus pecados", o para ser enterrados en la iglesia del convento. Los conventos seguían aumentando sus tierras y se fundaban nuevos conventos.

La excomunión- Los obispos y los sacerdotes daban los Sacramentos, de los que nadie se atrevía a prescindir, por miedo a quedar condenado. Podían también negarlos y prohibir la entrada en la iglesia, y a esto se llama excomulgar, es decir, excluir de la comunión. El obispo o el sacerdote, con un cirio encendido en la mano, pronunciaba una fórmula de maldición, como ésta, por ejemplo:
"En virtud de la autoridad divina conferida a los obispos por San Pedro, arrojamos al culpable del seno de la Santa Madre Iglesia, y le condenamos al anatema de una maldición perpetua. Sea. maldito en la ciudad, maldito en los campos. Malditos sean su granero, sus cosechas, sus hijos y el producto de sus tierras. Que ningún cristiano le dé los buenos días, ningún sacerdote le diga la. misa ni le dé los sacramentos. Sea enterrado con los perros. Sea maldito dentro y fuera, sus cabellos, su cerebro, su frente, sus oídos, sus ojos, su nariz, sus huesos, sus mandíbulas. Y de igual modo que hoy se apagan estos cirios que arrojo de mi mano, la luz de su vida se extinga en la. eternidad, a menos que se arrepienta y satisfaga a la Iglesia de Dios enmendándose y haciendo penitencia". Luego el sacerdote arrojaba el cirio al suelo.

La excomunión vino a ser un medio para defender las iglesias y sus tierras de las intrusiones de los seglares. Cuando un caballero maltrataba o metía en prisiones a un sacerdote o a un fraile, cuando entraba a saco en las tierras de un convento o se apropiaba bienes de una iglesia, el obispo o el abad le excomulgaba.
La excomunión servía también para obligar a los seglares a obedecer las reglas de la Iglesia. Se excomulgaba a los herejes y a los que les apoyaban. Se excomulgaba a los señores que se casaban contra las prohibiciones de la Iglesia. Estaba prohibido casarse con una prima, aun en cuarto grado, o con la madrina de un niño del cual se hubiera sido padrino. El rey de Francia Roberto se había casado con su prima Berta (995). El Papa reunió un Concilio que declaró nulo el casamiento y ordenó separarse a Roberto y a Berta, y hacer penitencia durante siete años, so pena de quedar excomulgados. Excomulgó al arzobispo de. Tours que había bendecido el matrimonio. Roberto, que amaba a su mujer, no quiso separarse de ella. Ambos fueron entonces excomulgados, y todos sus criados, excepto dos, los abandonaron.

Los señores poderosos no siempre tomaban en cuenta la excomunión. Tenían a su servicio capellanes que seguían diciendo misa para ellos y dándole los sacramentos. Felipe Augusto y Juan sin Tierra estuvieron excomulgados durante varios años.

LOS ETRUSCOS

Mucho antes que Roma, los etruscos estuvieron a punto de unificar en su beneficio la península y de modificar así completamente el curso de la historia. Los antiguos no desconocían el poderío que había alcanzado el imperio etrusco en su apogeo. Escribió Tito Livio "Tal era el poderío de Etruria, que su renombre cundía por tierras y por mar, de uno a otro confín de Italia, desde los Alpes hasta el estrecho de Mesina". La historia del desenvolvimiento de este imperio y luego de su declinación y caída final ocupa los primeros siglos del destino de Italia.
El material arqueológico contenido en las tumbas del siglo VI atestigua que en esta lejana fecha el arte y la civilización etruscos conocían un desarrollo brillante y rápido. Las cámaras funerarias, abiertas en los tumuli de tierra y de piedra, ofrecen en abundancia oro, plata, marfil, y el decorado lineal y geométrico de los elementos villanovanos del siglo precedente, dejó paso libre a una decoración nueva y compleja en la cual ocupan un sitio de preferencia los motivos tomados de animales salvajes y seres fantásticos. La inspiración indígena cede lugar a una inspiración de origen oriental de características fundamentalmente distintas. Populonia y Vetulonia, con las tumbas del Duce y del Lictor; Marsiliana d'Albegna, con los circoli de los Marfiles y de las Fíbulas; Tarquinia; Vulci, con la tumba de Isis; Cervéteri, con el sepulcro Regolini-Galassi, son las localidades de Toscana donde fueron más abundantes y fecundos los descubrimientos correspondientes al siglo VII.
La increíble cantidad de objetos de origen o de influencia exótica, fenicia, chipriota o griega, demuestra una gran prosperidad económica, y un vasto poder adquisitivo que debía de emanar de la explotación de las minas de hierro y cobre, tan abundantes en el país toscano, y sin duda de la exportación de dichos metales. En el presente, el progreso de las investigaciones arqueológicas permite descubrir los rastros del comercio etrusco con el exterior: se encuentran vestigios de procedencia toscana, y en particular, la cerámica típica de Toscana, el búcchero, no solamente en Italia misma, en el Lacio y en Campania, sino fuera de la península propiamente dicha, en Sicilia y en Cerdeña, a lo largo del arco de las costas ligures e ibéricas, desde Marsella hasta Cataluña, en Cartago e, inclusive, en Grecia.
Estos intercambios comerciales y culturales presuponen una fuerza marítima apreciable. Según Plinio el Viejo, el ancla sería de origen etrusco. No es rara la representación de navíos en las figuras de los más antiguos monumentos de Etruria. Los etruscos tropezaron en los mares con dos temibles rivales: los fenicios y los griegos, y se vieron obligados, a fin de mantener una recelosa preeminencia en ciertas zonas, a aliarse con los unos y combatir a los otros.
El Mediterráneo occidental fue teatro de una tenaz lucha por una talasocracia que, en realidad, no pudo ser establecida por ninguno de los tres pueblos marinos.
La talasocracia es el dominio sobre los mares y sistema político cuyo poder reside en este dominio.

LOS PENSADORES A PARTIR DE LA REVOLUCIÓN FRANCESA


La Revolución Francesa anunció la época histórica específicamente moderna.

Este movimiento que se inspiró en las concepciones de los filósofos del siglo XVIII - Rosseau, Voltaire, Montesquieu y Diderot-, rebalsó estas ideas, desatando la exploración de ideas políticas hasta entonces desconocidas. Las luchas titánicas de los 25 años posteriores a 1789, modificaron para siempre toda la civilización, social, política e intelectual. El análisis del papel de las ideas de Rosseau y Voltaire en la Revolución atestigua, fehacientemente, tanto la naturaleza amplia como su ritmo cambiante, en las citas de los gigantes de la Ilustración.

Los héroes del pensamiento son Kant, Lichte y Hegel, Burke, Chateaubriand, Sain-Simon y Fourier, los poetas románticos, los renovadores de la filosofía política y los creadores de nuevas doctrinas sociales. Aunque persisten dudas y tensiones, el periodo victoriano, se caracteriza por una estabilidad relativa y por el inicio de grandes esfuerzos de síntesis - Marx, Darwin y Mill. El realismo abate al romanticismo en la literatura y las artes, y la ciencia -esencia del realismo -, pasa a ser el dios moderno. También hay que recordar que la sociedad sufre el fracaso revolucionario del 1848 hasta llegar al colapso de 1914 y aunque un estilo sombrío transita por Europa postdarwiniana y postmarxista,se produce un caudal de pensadores sorprendentemente penetrantes que exploraron esferas hasta entonces desconocidas, zonas de gran asimetría.
El irracional inconsciente o el prerracional interesaron a los que dominan en aquella época Nietzsche, Freud, Bergson, Sorel o Max Weber. Y al mismo tiempo que se producen ingentes movimientos de poblaciones del campo a la ciudad, aparecen los grandes adelantos tecnológicos, casi aterradores. Por ese entonces se produce el hecho de que los intelectuales y los artistas, van quedando cada vez más distantes o apartados de la sociedad, sin embargo, fueron más creativos que nunca, dando nacimiento al modernismo, movimiento que se caracteriza por la ruptura de las esferas públicas y privadas.

De los períodos decisivos del mundo moderno, solo 1914 puede rivalizar con 1789; nada fue igual después de la I Guerra Mundial, a cuyo estallido contribuyeron firmemente los intelectuales, y la decadencia provocada - con la aparición de Mussolinio, Hitler y Stalin -; pero, también con las de Toynbee y Sartre o las de Le Corbusier y Picasso, de Lawrence y Joyce.

Por entonces, se producen los procesos de crecimiento demográfico, de urbanización y de una estratificación social. Según lo afirmado por el A.F. Weber, hacia finales del siglo XIX, la concentración de la población en las ciudades ha sido el fenómeno más notable del siglo. Las grandes masas urbanas habían sido desarraigadas de sus culturas populares tradicionales para convertirse en consumidoras de ideas y valores proporcionado por intelectuales urbanos. La ciudad era un lugar de estímulos y era el lugar en que se expandió como nunca una clase nueva: los intelectuales. Eran hombres especialistas en ideas, vendedores de mercancías ideológicas. Como apunte aparte, desde 1898, se popularizó en Francia el vocablo intellectuel. Eran los tiempos de Dreyfus, pero Heyck afirma que la idea de vida intelectual surgió en Inglaterra en los años setenta del XIX y que el sustantivo intelectual, ya está en la edición de 1888 del Diccionario de Oxford.

domingo, 26 de agosto de 2012

CÓMO DECIRTE, CARIÑO

Hablarte, llamarte, escribirte,
empezar con palabras a abrirte
mi corazón y sentimientos
intentando endulzar
la agriedad de este momento

Intentar expresar
con letras, versos, poesía
evitando momentos tensos
donde imperan los silencios
mientras intento crear
la perfecta melodía

En la que las palabras se aglomeran
en mi corazón, mi garganta y todo mi ser
mientras los sentimientos se desesperan
buscando las palabras que describan
que necesito de tus labios beber
de tus manos comer

para tener una razón para vivir
pues eres tú, tan perfecta y mágica,
la que me hace de mis cenizas resurgir
y me devuelve a la vida



HUGO CHÁVEZ LLAMANDO A AZNAR POR SU NOMBRE

jueves, 23 de agosto de 2012

EN LA BARRA DE UN BAR


 EN LA BARRA DE UN BAR

En la barra de un bar de perdedores
Varias personas están sentadas
Con las cabezas agachadas
Tomando licores

En la barra de un bar de perdedores
Está el político idealista
Está el fracasado que antaño fue artista
El escritor frustrado
El poeta censurado
El dramaturgo arruinado
El pintor descolorido
El cantante afónico

En la barra de un bar de perdedores
Corre el vino caliente
Corre la cerveza rubia y negra
Que algunos momentos alegra
Que aventan las gargantas
Que son tantas
Tan llenas de historias
Que recuerdan en sus memorias

Y beben constantemente
añorando tiempos pasados
intentando olvidar el presente
intentando olvidar que algunos están acabados
 

Y ahí está viendo pasar el tiempo
Aquel bar de perdedores
Donde la vida busca jugadores
Donde cada cual tuvo su momento

PALABRAS


Palabras, palabras
miles de voces clamando al cielo
miles de voces en el infierno
miles de voces que alzan el vuelo
miles de voces ardiendo en el fuego eterno

Palabras dormidas
Palabras despiertas
Palabras venidas
De heridas abiertas
Palabras de personas vivas
Palabras de epitafios, de personas muertas


Palabras de amor
Que brotan de manantiales
palabras que producen dolor
y crean malestares

Palabras de odio
El pesar de los pesares
Palabras de rabia
Palabras llenas de furia
Diálogos habituales
Palabras puestas en tu boca
Hasta el amor parece que se equivoca
Palabras de sentimientos
llenas de dolor, amor y sufrimiento
Que manan como agua de la montaña
que hacen sangrar como cuando te golpean con una caña

Son solo palabras al fin y al cabo
Éste es el verso con el que acabo.
Donde puedes encontrar entre ellas
Palabras de piedad de tu esclavo
palabras que se funden en las estrellas